30 de octubre de 2008

Contando las horas....los minutos...

Eres una gran profesora, con paciencia y dulzura me enseñas...más allá de la biología, a amarte por cada una de las sonrisas que me haces esbozar a lo largo de las horas.
Aunque no te vea, tu recuerdo me acompaña; tus mensajes que leo entre clase y clase, te traen a mí y siento como si me besases para darme los buenos días. Tu voz al otro lado del teléfono es siempre una señal más de que existe la magia. Podemos pasar muchos días diciéndonos frases estúpidas, tú lo sabes, pero estúpidas porque ya sabemos de sobra lo que nos hacemos sentir. Pero no me canso de decírtelo, ni de escucharlo de tu boca.
Hoy te tendré aquí conmigo, después de tantos días sin abrazarte. Sólo quedan cinco horas para que te arropen mis sábanas y me acaricie tu cuerpo dormido.
Cinco largas horas que pasan muy lentamente...paradójicamente, el tiempo que paso junto a ti vuela. Tiempo caprichoso, enemigo del amor...ojalá me diese el regalo de parar el tiempo esta noche para que yo te amase sin descanso hasta el borde de mi cordura.

3 comentarios:

★* Una mujer múlticolor *★ dijo...

Hola!! se q no me conoces, pero siempre me la vivo aki...Hoy, grax a tu ayuda (aunk no te dieras cuenta)siento esto especial...favor de pasar al blog a recoger.....Premio al esfuerzo!!! se te quiere mujer, xoxo.

Schön Genius dijo...

Seria genial poder manejar el tiempo a nuestro antojo, cuando queremos que pase rapido, no lo hace y cuando queremos que se detenga un poco para poder disfrutar a mas a la pareja, pasa mas rapido (bueno eso es lo que creemos), ironico verdad.

Saludos

VILLANA dijo...

BRAVO!!!!!!!!! :_)